Google Earth ahora permite observar el firmamento

No nos deja de sorprender la herramienta más popular de Google. Ahora nos permite mirar las estrellas, constelaciones y galaxias gracias a una cantidad impresionante de fotografías de alta resolución. Acómodese que el viajes inter-estelar está por comenzar.


Con la herramienta, llamada ‘Sky’, los usuarios podrán ‘flotar’ en el espacio desde nuestro planeta a través de 100 millones de estrellas y 200 millones de galaxias, informa la compañía. Las imágenes proporcionadas, con una notable resolución y con información sobreimpresa, crea un escenario adecuado para la visualización y el aprendizaje básico del espacio.

“Se podrá navegar en el cielo como nunca antes”, aseguró al diario ‘The New York Times’ Carol Christian, una astrónoma del Space Telescope Science Institute, un consorcio sin ánimo de lucro de apoyo al telescopio espacial Hubble.

Para acceder a Google Sky es necesario descargarse el ‘software’ de Google Earth, en cuyo menú aparece la opción. La navegación se realiza de manera muy similar a la de Googe Earth, que permite girar, avanzar o hacer ‘zoom’.

Descargue Google Earth haciendo clic en este link:

(Incluye Google Earth)

Según una nota informativa, este servicio proporciona hasta siete niveles de información, que incluyen datos sobre las constelaciones, información para aficionados sobre cuerpos celestes distinguibles desde la Tierra, 120 imágenes de alta resolución del telescopio espacial Hubble, movimiento y fases de la luna, información y posición de los siete planetas oficiales, una guía con ‘tours’ por varios tipos de galaxias, y un recorrido por las diferentes etapas de la vida de las estrellas.

La pasión de los ingenieros de Google por el espacio ha quedado demostrada en muchas ocasiones anteriores. Primero dieron el salto a la Luna, que ‘mapearon’ parcialmente para todos los internautas con una gran dosis de humor. Más adelante, aterrizaron en el planeta rojo. Ahora, las búsquedas se extienden por las galaxias. Buen viaje.

Fuente: Diario El Mundo